Sleeping Dogs – Platino nº16 + Opinión personal

Sleeping-Dogs-wallpaper-HD

En Playstation 2 llegue a probar los dos juegos existentes de True Crime, y aunque no me entusiasmaron en exceso, sí que lograron entretenerme lo suficiente como para tenerlos en cuenta en el caso de que se anunciase una tercera entrega. Entonces empezaron a surgir las noticias de True Crime 3 y le fui echando un ojo a lo que iban diciendo de él. Con el tiempo, aquel juego que hasta entonces se llamaba True Crime: Hong Kong pasó a conocerse como Sleeping Dogs.

Lo tuve muy en cuenta en todo momento, pero no llegué a comprarlo hasta hace tan solo un mes, que lo encontré en Media Markt a tan solo 12 euros, y pensé que ya era hora de darle una oportunidad, pues de hecho estaba bastante convencido de que cumpliría con mis expectativas, y aunque no fuesen así, el dinero invertido no era como para luego lamentarse.

Sleeping Dogs nos cuenta la historia de Wei Shen, un policía que ha de infiltrarse en las triadas de Hong Kong para poder, desde dentro, conocer todos sus planes y lograr las pruebas necesarias para que pasen una buena temporada con el culo a la sombra.

Así dicho, vemos que no es un argumento muy innovador, pero al menos tiene los alicientes de saber que Wei Shen, antes de ser policía, se manejaba en este mismo mundillo de peligros y ya conoce a varios de sus integrantes de aquella época. De hecho, su propia hermana, ahora muerta, estuvo saliendo con el líder de una de estas bandas. Todo ello hará que Wei no pueda evitar mezclar su trabajo con su vida personal, lo que hará que vivamos unos momentos muy interesantes.

La sensación de estar en Hong Kong está muy conseguida. Disfrutaremos paseando por sus calles.
La sensación de estar en Hong Kong está muy conseguida. Disfrutaremos paseando por sus calles.

Estamos ante un sandbox con una extensión de mapeado no muy grande pero no tan pequeño como para tener que echaselo en cara. Podremos usar vehículos de tierra como coches, camiones, autobuses o motos, o también algunos barcos pequeños para llegar a unas pocas islas que tendremos disponibles, con poco que ver en ellas, pero necesarias de visitar en ciertos momentos.

No tenemos la opción de comprar armas, por lo que solo podremos obtenerlas arrebatándoselas a nuestros enemigos o en ciertas cajas que encontraremos por la ciudad. Esto se debe a que el combate en Sleeping Dogs se centra en el cuerpo a cuerpo. Wei es todo un experto en artes marciales, y nos valdremos de ello para resolver la mayoría de las situaciones complicadas. Podremos ir adquiriendo nuevas habilidades de combate, aprendiendo a romper huesos, nuevos movimientos, desarmes, etc. También aprenderemos habilidades con arma, como el disponer de un menor retroceso, u otras como el poder abrir coches sin hacer que salte su alarma.

Opciones para divertirnos fuera de lo que es la trama principal hay, pero no muchas para ser un sandbox. Están los Karaokes, las apuestas de gallo o el Mahjong, pero ninguna de ellas está tan currada como para que realmente nos interese, especialmente las apuestas de gallo, cuyo cometido es más bien el hacernos ganar (o perder) dinero rápidamente, por si necesitamos pasta para algún vehículo o prenda que nos guste.

La duración del título es más que sificiente para justificar su comprar, más aún hoy día que está a un precio irresistible. Ronda aproximadamente las 15 horas o algo más, y el trofeo de Platino se puede conseguir tranquilamente en unas 20 o 25 horas.

Las partes más divertidas de Sleeping Dogs son sin duda los combates cuerpo a cuerpo. Nos sentiremos como si fuésemos Jackie Chan.
Las partes más divertidas de Sleeping Dogs son sin duda los combates cuerpo a cuerpo. Nos sentiremos como si fuésemos Jackie Chan.

Hablando del trofeo de Platino, este de Sleeping Dogs es mi número 16. Para conseguirlo no hay que romperse mucho la cabeza ya que se puede jugar sin preocuparse de él hasta terminarlo. Una vez completada la historia principal, tendremos Hong Kong a nuestra disposición para ponernos con los trofeos que nos falten para lograrlo.

No tengo muchos consejos que dar puesto que son sencillos, pero alguno que sí deberíais tener en cuenta es por ejemplo que no os gastéis todo el dinero en conseguir todos los vehículos y toda la ropa, que son necesarios para dos trofeos. Primero dedicaos a encontrar todos los coleccionables y a superar todas las redadas. El motivo es que una de las recompensas es la de reducir el precio de la ropa y los vehículos en un 40%, y os aseguro que se nota mucho en el bolsillo. De todas formas, siempre tendréis las apuestas de gallos para conseguir más dinero por si lo necesitáis. O también los encargos de conseguir vehículos, por los que en algunos casos os darán más de 300.000 por ellos.

En definitiva, Sleeping Dogs me ha parecido un gran juego con bastantes horas que ofrecernos de diversión. Ahora toca esperar a que anuncien un probable Sleeping Dogs 2, que no sería de extrañar teniendo en cuenta la fama que tienen, y cada vez más, los juegos de este género.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s